Antígona
Isa

Ficción y realidad

Isa - Azotea de Flacso

“No es conveniente perseguir desde el principio lo imposible” Advierte Ismene a su hermana Antígona. Ésta persigue lo que el mundo real no le permite. Su anhelo nocturno de llorar a su hermano la lleva a contravenir esa realidad y hacer posible, lo incoherente. Antígona construye la posibilidad, siempre fatal.

Isa
Majo

Lo divino y lo humano

Majo - Parque Metropolitano

¿A quién hacer caso: al rumor que del Olimpo se escucha o al mundanal ruido de las leyes humanas? Hades ha designado una ley por igual para todos. Creonte ha hecho la distinción. Antígona no duda, y escucha las leyes no escritas e inquebrantables de los dioses: “Estas no son de hoy ni de ayer, sino de siempre”.

Majo
Orisel

Juventud Vejez

Orisel - Mirador de Guápulo

Tres teteras: una para la brillante primera juventud, la segunda para la operante madurez y la tercera para el oxidado del metal de la vejez. La juventud sincera, incapaz de reconocer el hastío del tiempo.

Orisel
Paty

Cordura vs locura

Paty - Plaza San Francisco

Antígona.- A unos les pareces tú sensata, yo a otros. Ismene.- Las dos, en verdad, tenemos igual falta. La mundana razón contra la otra posibilidad del mundo, una íntima y cercana intuición, que se aproxima a la muerte sin temor. ¿Qué sensatez te lleva a la muerte?

Paty
Ireni

El problema de la fraternidad

Iréri - Mercado Iñaquito

“Tú has elegido vivir y yo morir”, le dice Antígona a su hermana Ismene. El parentesco es crucial e inevitable en la condición humana pero, ¿cómo escapar a la cercanía de tus hermanos, cuando uno de ellos actúa diferente a ti? La tragedia de Ismene consiste en escuchar las leyes de los ciudadanos. La tragedia de Antígona consiste en escuchar las leyes divinas. Antígona exige una unidad fraternal. Ismene busca los reflejos de la comunidad. Las hermanas se separan. El destino las fragmenta.

Ireni
Rosa Inés

Masculino
Femenino

Rosa Inés - La Mariscal

Antígona es el absoluto amor en el espíritu femenino que se opone al poder para hacer lo que cree conveniente: “yo no he nacido para el odio mutuo, sino para el mutuo amor, todos piensan de igual manera que yo pero comprimen la boca para satisfacerte”, le dice valientemente Antígona a Creonte. El teatro griego solo admitía actores varones, que con una careta personificaban lo femenino. No sabemos en qué tono, pero los hombres tomaban el papel de Antígona y la hacían escuchar a Creonte “Vete pues, allá abajo para amarlos, si tienes que amar, que, mientras yo viva, no mandará una mujer”.

Rosa Inés
Caro

Conciencia individual vs Estado

Caro - Itchimbia

Con su oposición al poder Antígona logra construir su propia individualidad. El Estado, clasificando, enumerando y observando, confina a sus ciudadanos en una ciega línea: “podría decirse que esto complace a todos los presentes, si el temor no les tuviera paralizada la lengua”. Antígona confiesa con fuerza su crimen: “digo que lo he hecho y no lo niego”.

Caro
Lina

Vida y muerte

Lina - El relleno de la Vicentina

“Sabía que iba a morir, ¿cómo no saberlo?”. Las tres Parcas son quienes deciden tu destino, hilan cuidadosamente el filamento de la vida y deciden el momento en que el hilo ha de ser cortado. “Y si muero antes de tiempo, yo lo llamo ganar”. Antígona, en la oscuridad de la caverna donde es condenada a morir, se encuentra por fin con la presencia de sus hermanos muertos.

Lina
6AM
8AM
10AM
12PM
3PM
4PM
5PM
6PM